Los casos de coronavirus disminuyen en todo el planeta menos en Europa

Lo informó la Organización Mundial de la Salud ayer. En la actualidad Europa es la única región del mundo donde tanto los casos como las muertes por Covid-19 están en aumento. La tendencia lleva ya seis semanas consecutivas.

Por Dr. Daniel Cassola

En su informe semanal sobre la pandemia, la agencia de salud de la ONU informó que se produjeron alrededor de 3,1 millones de casos nuevos en todo el mundo, alrededor de un 1 por ciento más que la semana anterior. Casi dos tercios de las infecciones por coronavirus (1,9 millones) se produjeron en Europa, donde los casos aumentaron un 7 por ciento.

Los países con el mayor número de casos nuevos en todo el mundo fueron Estados Unidos, Rusia, Gran Bretaña, Turquía y Alemania. El número de muertes semanales por Covid-19 se redujo en aproximadamente un 4 por ciento en todo el mundo y disminuyó en todas las regiones excepto en Europa. De los 61 países que la OMS incluye en su región europea, que incluye Rusia y se extiende hasta Asia Central, el 42 por ciento informó un aumento en los casos de al menos el 10 por ciento en la última semana.

En las Américas, la OMS dijo que los nuevos casos semanales disminuyeron en un 5 por ciento y las muertes disminuyeron en un 14 por ciento, con las cifras más altas reportadas en los Estados Unidos. El martes, la compañía farmacéutica Pfizer solicitó a la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de aquel país que autorizara las inyecciones de refuerzo de las vacunas contra el coronavirus para todos los adultos. En cambio, la OMS ha pedido a los países que no administren más refuerzos hasta al menos fin de año, pese a lo cual unos 60 países los están implementando activamente (entre ellos Argentina). En el sudeste asiático y África, las muertes por Covid-19 disminuyeron en aproximadamente un tercio, a pesar de la falta de vacunas en esas regiones.

El director de la OMS para Europa, Hans Kluge, dijo la semana pasada que Europa estaba una vez más “de nuevo en el epicentro de la pandemia”. Advirtió que si no se tomaban más acciones para detener el Covid-19, la región podría ver otras 500.000 muertes en febrero.

Alemania, uno de los países más afectados en la actualidad, volvió a registrar ayer nuevos máximos de incidencia y contagios diarios desde el comienzo de la pandemia, con una tasa de vacunación insuficiente para hacer frente a la cuarta ola. Las autoridades sanitarias alemanas verificaron 39.676 nuevos contagios, el tercer récord en menos de una semana, tras los 37.120 notificados el pasado viernes y los 33.949 del jueves, según datos del Instituto Robert Koch (RKI). El anterior pico de incidencia se registró el 22 de diciembre pasado, en plena segunda ola de la pandemia, con 197,6 nuevos contagios por cada 100.000 habitantes. En la actualidad el indicador supera holgadamente los 200.

Hasta el lunes, el 69,7 por ciento de la población de Alemania había sido vacunada, el 67,2 por ciento con la pauta completa. “Precisamente en una cuarta ola como esta, la vacunación hace la diferencia. Seguimos viviendo, al menos en las terapias intensivas, una pandemia de los no vacunados, lo que vuelve a poner bajo presión al sistema, porque la cifra de no vacunados es grande”, advirtió hoy el ministro de Sanidad en funciones, Jens Spahn.

Por otra parte, señaló que “con una incidencia como esta, sin vacunas”, Alemania estaría ya en una situación muy diferente, y agregó que aunque las vacunas permiten una cierta normalidad, tiene que ir acompañada de “mucha precaución”. Europa, el continente a contramano del mundo, pero también el primero en experimentar siempre los efectos de la pandemia, adelanta lo que puede suceder en otras latitudes. Se requiere, como dicen las autoridades, de precaución y vacunas.

.

También te puede interesar...