Salud: Una secretaría con un presupuesto mucho menor al de un ministerio

Por Dr. Daniel Cassola

El presupuesto del ex Ministerio de Salud convertido en Secretaría en septiembre del año pasado sufrió un drástico recorte, según se informa en el sitio gubernamental Presupuesto Abierto, que depende del Ministerio de Hacienda.

El presupuesto total del Ministerio de Salud en 2018 fue de 46.123 millones de pesos, que se dividieron entre todas las áreas que dependían de esta cartera en aquel momento.  En cambio en 2019 el presupuesto de la Secretaría es de 37.794 mil millones de pesos. 

Entre los programas que sostiene esta dependencia del estado se cuentan el de Prevención y Control de Enfermedades Inmunoprevenibles, la Cobertura Universal de Salud (CUS) – Medicamentos y el de Lucha Contra el SIDA y Enfermedades de Transmisión Sexual e Infecto Contagiosas.

A un presupuesto que es más de 900 millones de pesos menor que el del año anterior hay que sumarle el efecto de la inflación, que anualizada ronda el 50 por ciento. Si hacemos un cálculo rudimentario, suponiendo que la inflación afecta de la misma manera todos los bienes y servicios que adquiere la Secretaría en un año, llegamos a la conclusión que la actual gestión de Salud tiene poco más de la mitad del presupuesto que tenía el Ministerio el año pasado.

46 mil millones de pesos en 2018, con un 50 por ciento de inflación, deberían ser 69 mil millones de pesos en 2019. En cambio hay solo 37.

Por ejemplo y para establecer una comparación, en 2018 por el Servicio de la Deuda Pública se pagaron 553.513 mil millones de pesos, lo cual representa un monto alto de gasto dentro de la economía argentina. Si se compara con el presupuesto destinado a la salud en ese año, el porcentaje que ocupaba Salud sobre el dinero que se destinaba a pagar la deuda era de 8%.

 En cambio, en 2019, el comportamiento de ambos valores fue exactamente inverso. Esto significa que, tal como se mencionó anteriormente, el monto destinado a Salud fue menor al 2018 y el pago de la deuda será mayor. 

De esta manera, el porcentaje del presupuesto destinado a la Secretaría de Salud en relación al Servicio de la Deuda Pública disminuyó tres puntos. Así, se posiciona en un 5% y aunque puede parecer una variación menor, la realidad es que un poco menos que la mitad en comparación al año anterior. 

.

También te puede interesar...