En Argentina los mayores de 60 no se sienten valorados

descarga

Por Dr. Daniel Cassola

En Argentina, existen alrededor de 6 millones de personas que superan los 60 años, y se espera que la cantidad aumente aún más durante los próximos 50 años. En este marco, el Observatorio de la Deuda social Argentina de la UCA realizó un informe sobre las capacidades y las necesidades de las personas mayores, en el que relevó que la mitad de las personas mayores (5 de cada 10) sienten que no son valoradas en todas las dimensiones consideradas en el análisis: tener en cuenta su opinión, sus conocimientos, su experiencia laboral y su capacidad de brindar cuidados a los otros.

Los mayores de 75 y las mujeres son los que más lo expresan. Además, quienes sienten esto con mayor frecuencia son los de menor nivel de instrucción y menor posición socioeconómica. Por otro lado, 2 de cada 10 personas mayores presenta déficit de valoración familiar en dos aspectos: su participación en procesos de toma de decisiones individuales y familiares, y en la atención familiar de su salud.

Todas estas situaciones de déficit indican una valoración familiar que no contribuye a conformar un marco favorable a la autonomía y la independencia de las personas mayores, y por lo tanto, a una mayor calidad de vida y bienestar en esta etapa de la vida.

La falta de valoración suele arraigarse en prejuicios sin sustento ya que, por ejemplo, 9 de cada 10 abuelos se hacen cargo de las tareas o cumplen algún rol en el hogar, aunque esto varía según el nivel socioeconómico. Las personas mayores de los estratos socioeconómicos más altos exhiben una tendencia a no realizar ellos mismos las tareas domésticas, es decir, cuentan con otros familiares o personas de apoyo para su realización. En cambio, las personas más pobres lavan, planchan, hacen la limpieza, cocinan y cuidan a otros miembros del hogar, mientras que las más ricas realizan compras o arreglos en su casa.

Respecto de los vínculos de amistad se registran tres situaciones: 1 de cada 3 carece de amigos íntimos, 1 de cada 3 tiene uno o dos amigos íntimos y 1 de cada 3 tiene tres o más amigos íntimos. La incidencia de los factores económicos es notable en la carencia de amigos íntimos: entre las personas mayores con menos oportunidades educativas, esta carencia se cuadruplica. Tomando el grupo en su totalidad, 7 de cada 10 personas mayores no se reúnen habitualmente para desarrollar actividades recreativas o lúdicas.

Los estereotipos que pintan a los mayores de 60 como personas que no realizan ningún tipo de actividad productiva ni social activa no tienen mayores fundamentos. De todos modos falta mucho trabajo para incluir a más adultos mayores, sobre todo de sectores económicos bajos, a la vida plena en sociedad.

.

También te puede interesar...