Imputaron a los directores del sanatorio La Trinidad por la muerte de Débora Pérez Volpin


Por Redacción Curar con Opinión

La Justicia imputó esta mañana a dos directivos del sanatorio La Trinidad en la causa que investiga un presunto encubrimiento a los médicos que participaron de la endoscopia en la que murió la periodista Débora Pérez Volpin.

La fiscal Nanci Olivieri imputó al director de La Trinidad, Roberto Martingano, y al de la empresa prepaga Galeno, Eduardo Cavallo. Olivieri también imputó por ocultamiento de prueba al doctor Sebastián Cecchi Gallo y la instrumentadora quirúrgica Mirian Frías y la jefa de servicio Claudia Balceda, por falso testimonio.

El delito de encubrimiento prevé penas de prisión de seis meses a tres años. En tanto que si se comprueba el falso testimonio, la condena es de 4 años e inhabilitación absoluta por el doble de ese tiempo.

La conductora y política murió el 6 de febrero de 2018 en el sanatorio del barrio porteño de Palermo cuando los médicos Diego Bialolenkier y Nélida Puente le realizaban una endoscopia por un dolor abdominal.

En agosto, el endoscopista Bialolenkier fue condenado a tres años de prisión condicional y siete años y medio de inhabilitación. La anestesista fue absuelta, pero la medida fue apelada por la familia de la periodista.

.

También te puede interesar...