La Ciudad prepara iglesias y clubes para atender a adultos mayores de barrios pobres


Por Redacción Curar con Opinión

El proyecto es que no haya más de 20 personas en cada uno de los centros. Contarán, según anunciaron,  con comodidades como baño con agua caliente, TV y talleres de esparcimiento. Serán asistidos por referentes barriales y por el colectivo de curas villeros, con quienes se articularon estas medidas.

El proceso de incorporación de un adulto mayor comenzó con la identificación del total de la población en cada uno de los barrios para luego ofrecerles mudarse por el tiempo que dure la cuarentena a los dispositivos especialmente preparados para ellos. Este proceso está en marcha.

Previo a la mudanza las personas firmarán un consentimiento y serán acompañados al CESAC más cercano para evaluarlos físicamente y aplicarles la vacuna antigripal. Al día de hoy, ya aceptaron la posibilidad de mudarse 20 personas de los distintos barrios.

Esta medida se complementa con la disponibilidad de 150 plazas en hoteles que se reservan para los adultos mayores de estas características que así lo prefieran.

Los barrios involucrados en la iniciativa son 31 (Retiro), 15 (Ciudad Oculta), 21-24 Zavaleta (Barracas-Nueva Pompeya), 20 Papa Francisco (Villa Lugano), 1-11-14 Barrio Ricciardelli (Bajo Flores), Playón Chacarita, Rodrigo Bueno (Costanera Sur) y Carrillo-Fátima (Villa Soldati).

.

También te puede interesar...