Nunca hizo tanto calor como ahora

9e0a773275b7ba21c281abf41a46b1e9_article

El derretimiento de los polos puede provocar inundaciones en distintas ciudades de todo el mundo.

Por Dr. Daniel Cassola

Entre tormentas los porteños apenas tuvimos un respiro dentro de la ola de calor que azota Buenos Aires desde hace ya más de una semana. Incluso anuncian que las temperaturas volverán a subir dentro de un mes.

Pero los argentinos no tenemos por qué sentirnos especiales. El mundo se ha vuelto un lugar más caluroso. Sin ir más lejos, el pasado enero fue el mes más caluroso desde que se tiene registro de las temperaturas, año 1880.

Según los expertos de la NASA que difundieron el dato, los motivos son dos. Por un lado está el fenómeno del calentamiento global que en estos momentos se combina con el fenómeno climatológico de El Niño, que básicamente atenúa las corrientes oceánicas frías, lo que redunda en mayores temperaturas alrededor del planeta.

En Argentina el fenómeno impacta. Los últimos cuatro años han sido los más calurosos de la historia, con 2012 en primer lugar y 2015 en segunda posición. Además, durante el año pasado se han registrado récords de temperaturas mínimas altas en Formosa, Resistencia  y Posadas.

La combinación de calentamiento y El Niño no solo afecta nuestra vida cotidiana por las altas temperaturas, los cortes de luz y demás vicisitudes, sino que de cumplirse con lo proyectado para este año, estaremos afrontando una situación sanitaria muy delicada.

En el Sistema Federal de Emergencias, dependiente del Ministerio de Seguridad de la Nación, analizan un informe que pronostica tres millones de hectáreas inundadas en seis provincias por las crecidas de los ríos Paraná y Paraguay. Esta situación llevaría a evacuar a cien mil personas antes de julio.

Se prevé que las provincias afectadas sean Formosa, Chaco, Santa Fe, Buenos Aires, Corrientes y Entre Ríos. Ya se están armando operativos para evacuar a la población y al ganado, mientras se mira con preocupación el brote de dengue que asola a algunas de estas provincias. Las inundaciones no harían más que agravar la situación sanitaria.

En diciembre pasado, en una cumbre mundial en París, se acordó, entre distintos países del todo mundo, la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero. La suba de la temperatura global se ubica actualmente en 1,3 C. La idea del acuerdo firmado en Francia es que no alcance los 2 C y se detenga en torno a los 1,5 C. Sin embargo, los especialistas dicen que el pacto alcanzado es insuficiente, por lo que temperatura global se incrementará en más de 2 C.

No solo nunca hizo tanto calor como ahora, sino que, al parecer, la temperatura continuará en alza.

.

También te puede interesar...