¿Ni una menos? La ola de femicidios continúa

not_828494_22_141749

Débora Díaz, asesinada por su ex de 5 puñaladas en su casa en Pilar.

Por Dr. Daniel Cassola

En los últimos 15 días se registraron al menos ocho femicidios en distintas localidades como Capital, Chaco, Formosa, Mendoza y la provincia de Buenos Aires. Se trata de un problema federal, nacional, que abarca a todo el país.

Una de las noticias del año pasado fue la masiva convocatoria que se movilizó en la Ciudad de Buenos Aires bajo la consigna “Ni una menos”. Sin embargo, no ha habido avances concretos en la prevención de este tipo de violencia, aunque sí han ganado visibilidad. Quizás la mayor notoriedad sea el primer paso para la solución del problema, pero aún es insuficiente.

Cuando se revisan los detalles de este tipo de ataques, en muchas ocasiones surge una sensación amarga porque se trata de asesinatos que, a simple vista, se podrían haber evitado.

Miremos, para tomar como ejemplo, el último caso, el que está hoy en todos los noticieros. Débora Díaz, de 28 años, fue asesinada de cinco puñaladas por su ex pareja y padre de uno de sus tres hijos, que por el momento se encuentra prófugo. El hecho ocurrió en la vivienda de la víctima, en el barrio Villa Astolfi, localidad de Pilar.

El hombre en cuestión, de nombre Brian Montenegro, tenía una restricción de acercamiento labrada por la Justicia el 28 de diciembre pasado por varias denuncias de violencia de género. Si bien violar la orden de restricción de acercamiento es un delito no hay control sobre su cumplimiento.

Sin dudas, la problemática de la violencia de género necesita de más y mejores recursos por parte del Estado. Y sobre todo en lo vinculado a la prevención. Si hay un hombre denunciado, ya con antecedentes por violencia contra la mujer, hay que arbitrar los medios para que permanezca alejado de su potencial víctima. Se trata de una tarea difícil pero necesaria.

.

También te puede interesar...