Un mundo de locos: científicos de todo el planeta sufren amenazas luego de hablar públicamente del Covid-19

Según un relevamiento de la revista Nature es bastante frecuente que los profesionales que hablan de la pandemia en medios de comunicación o redes sociales luego se expongan a distinto tipo de amenazas. Reciben correos o llamadas telefónicas intimidantes y también son agredidos por las redes.

Por Dr. Daniel Cassola

Científicos de todo el mundo recibieron amenazas de muerte y agresión sexual después de hablar con los medios sobre el Covid-19, según reveló una encuesta realizada por la prestigiosa revista Nature. De 321 científicos consultados, el 15 por ciento dijo que había recibido amenazas de muerte y el 22 por ciento aseguró haber sido amenazado con violencia física o sexual como resultado de hablar públicamente sobre la pandemia.

Dos tercios, a su vez, dijeron que habían tenido una experiencia negativa después de aparecer en los medios. Los científicos revelaron cómo habían quedado angustiados y asustados y, en algunos casos, dejaron de compartir sus puntos de vista públicamente después de sufrir acoso e intimidación. Los desencadenantes más comunes del abuso fueron ofrecer opiniones sobre la vacunación contra el Covid-19, los barbijos, los orígenes del virus y la eficacia de los medicamentos para tratar la enfermedad. 

Uno de los temas que más reacciones violentas suscita es el uso de la ivermectina, un medicamento antiparasitario que ha sido defendido por algunos de los que se oponen a la vacunación contra el Covid-19. Andrew Hill, farmacólogo de la Universidad de Liverpool, recibió imágenes de personas ahorcadas y ataúdes después de que él y sus colegas retiraran una publicación que sugería que ivermectina podría ayudar en el tratamiento contra el coronavirus. Hill borró la publicación por tener dudas sobre los datos que sustentaban uno de los estudios que habían analizado.

Los científicos, principalmente del Reino Unido, Alemania y los Estados Unidos, relataron cómo habían recibido correos electrónicos y mensajes abusivos o amenazantes, incluidas amenazas de matarlos a ellos o a sus seres queridos, hechos por correo electrónico, llamadas telefónicas y redes sociales, y cómo se publicaron sus direcciones de casa. Peor aún, 6 de los 321 científicos que respondieron a la encuesta de la revista dijeron que habían sido víctimas de un ataque físico.

 “He tenido algunas malas experiencias después de aparecer en los medios, particularmente después de dirigirme a los teóricos de la conspiración y algunos políticos, a quienes parece no gustarles que sus teorías favoritas sean desacreditadas. En ocasiones me han amenazado con diversas formas de muerte, violencia y encarcelamiento de por vida ”, comentó Simon Clarke, profesor asociado de microbiología celular en la Universidad de Reading.

Nature encuestó a científicos de siete países que habían aparecido en los medios de comunicación hablando del Covid-19 después de que una encuesta a 50 científicos realizada por el Australian Science Media Center descubrió que seis (12 por ciento) habían recibido amenazas de muerte y otros seis habían sido amenazados con lesiones físicas o violencia sexual. Sin embargo, la muestra mucho más grande de la revista encontró que una mayor proporción de científicos había sido objeto de abuso, hostilidad, agresión verbal o amenazas. Más de dos de cada cinco de los 321 encuestados dijeron que habían experimentado angustia emocional o psicológica como resultado.

Los científicos han sido previamente objeto de campañas coordinadas en las redes sociales, correos electrónicos y otros medios después de hablar sobre la emergencia climática, la vacunación y la violencia con armas de fuego. Algunos científicos que fueron acosados ​​le dijeron a Nature que ya no aparecen en los medios para discutir los problemas vinculados al Covid-19.

.

También te puede interesar...